El gobierno perfora el 30%

Según la consultora Synopsis, la imagen positiva del gobierno nacional cayó de 30,4% en mayo a 29,1 % en junio. Los números se asemejan a lo logrado por Cambiemos en las PASO 2015: 30,10%

Buscar Por

s

Si el malestar socioeconómico llegó para quedarse, entonces irá generando tendencias estructurales en la medida en que se mantengan las condiciones al mediano y largo plazo. Siendo así, de las regularidades estadísticas en imagen y aprobación pasaremos a similares patrones en tendencia electoral. Eso es lo que parece estar sucediendo, a tenor de los últimos datos disponibles. La encuesta del CEOP que venimos citando también incluyó un apartado de opinión electoral. La consultora sondeó la intención de voto por candidatos oficialistas u opositores. De entrada, los que van a apoyar la opción que hoy está en el Gobierno llegan al 31,5%, mientras que los que se inclinan por variantes opositoras reunirían el 47,8%.

Los resultados son consistentes con los reportados por Opinaia (31,2% para Macri) y Query (31,7% para Cambiemos), confirmando que el oficialismo se ubica 10 puntos por debajo de su cosecha electoral del 2017 (42%); lo cual ya puede ser considerado una regularidad estadística, al menos mientras las condiciones de contexto no mejoren.

CEOP (ver datos arriba)

Más datos en la línea de que el malestar socioeconómico reconfirmado por el tema tarifas no resulta neutro: según Haime, el apoyo a la ley que ataba tarifas con salarios (y que el presidente Mauricio Macri vetó) era casi unánime: rozaba el 95%.

Haime 

Aragón 

Por su parte, la consultora Raúl Aragón & Asociados detectó que el 63,4% no le cree a Macri cuando dice que el tarifazo es el único camino posible, contra casi un 24% que sí le cree (ver datos abajo; click para agrandar).

Nuevamente, vemos guarismos en los que el apoyo al oficialismo se va replegando sobre el núcleo duro de Cambiemos que acompañó a Macri en las PASO del 2015 (el 23,7% está en el mismo orden de magnitud del 24,5% de votos obtenidos en agosto del 2015). En la misma línea, según la consultora Opinaia, entre el 60 y el 76% no cree que el ajuste de tarifas sea necesario, que el gobierno realice un ajuste gradual para evitar una crisis y que la inflación se esté desacelerando gradualmente.

En la medida en que la agenda pública genera “issues” en los cuales el apoyo al oficialismo se repliega hacia su núcleo duro, es consistente que los indicadores de imagen sigan acusando un impacto desfavorable. Precisamente eso es lo que detectó la más reciente medición de la consultora Synopsis, finalizada el 9 de junio y publicada el 12 del corriente sobre una muestra nacional de 1.408 casos con un error muestral de +- 2,7%.

Consultora Synopsis (encuesta de junio)

Según ese estudio, la imagen positiva del gobierno nacional pasó de 30,4% en mayo a 29,1% en junio, en tanto que la valoración negativa pasó de 48,1% a 47,9%. Si bien las variaciones son estadísticamente no significativas, es sintomático que en la serie evolutiva sea la primera vez que el oficialismo perfora el umbral del 30%.

Ese registro del 29,1% de acompañamiento en imagen se ubica en el orden de magnitud que va el 24,5% obtenido por Macri en las PASO del 2015 al 30,10% alcanzado por los tres precandidatos de la Alianza en la misma instancia (es decir, Macri + Ernesto Sanz/UCR + Elisa Carrió/Coalición Cívica).

El desgaste del oficialismo coincide con el pico de expectativa pesimista respecto al futuro: casi 66% (65,9%) cree que el país está peor en comparación al año pasado, es decir, 2 de cada 3 electores a nivel país. Por contrapartida, hay una leve mejora en la situación actual percibida: la respuesta “mejor” pasa de 19,4% a 23% (confirmándose, de todos modos, dentro de los guarismos del núcleo duro), mientras que la respuesta “peor” pasa de 47,2% a 44,5%, y la “igual” de 27,5% a 25% (ver datos abajo; click para agrandar).

Consultora Synopsis (encuesta de junio)

Según el mismo estudio, el principal problema que afecta al país es la inflación (35,2%); casi un 20% mencionó la corrupción, casi un 16% el desempleo, un 11,4% la inseguridad, casi un 8% la educación, 2,3% el narcotráfico y 1,2% la salud. Casi un 7% apuntó otros problemas. Esto confirma lo que venimos aseverando desde hace meses: la agenda de la opinión pública la protagoniza el malestar socioeconómico (51% de las preocupaciones son de ese orden) y ese malestar está construyendo un plexo de tendencias en el cual el apoyo perceptual y la opinión electoral favorable al oficialismo van retrocediendo desde el 42% obtenido en octubre de 2017 a niveles en torno al 30%, abriendo así una perspectiva muy diferente a la euforia poselectoral del año pasado. En la próxima entrada veremos cómo eso se refleja en el apartado electoral del estudio de Synopsis.

Norman Berra, consultor @berranorman